Inicio sindicatos Necesitamos una Defensoría Popular por todos los casos de negligencia y/o abandono,...

Necesitamos una Defensoría Popular por todos los casos de negligencia y/o abandono, en el que quedan aquellos que no cuentan con recursos para salud humana y digna

226
0
Compartir

PULSO SINDICAL DIARIO DE LA CGT CHILE
10 AGOSTO 2020

*****
“..La luz, los fideos, la micro, el Metro, el jamón,  el gas, los remedios, los útiles escolares, el arriendo y el furgón, todo está caro, caro ayayayayai …”.               Sinergia

*****

1.- Se ha condenado, en Venezuela, a 2 ex miembros de la fuerzas especiales del ejército de Estados Unidos, por ser parte de un grupo armado que intentó sin éxito, encabezar una incursión que buscaba acabar con el gobierno constitucionalmente elegido. Dicho grupo fue contratado y pagado por quienes levantan como alternativa a Juan Guaido. Así lo declaró  un ex asesor de este, declaraciones muy poco difundidas ciertamente.

Nada han dicho de este intento de invasión y golpe de estado, los 50 países (Chile, Canadá, Brasil, Ecuador, Reino Unido, España y Alemania, entre otros) que apoyan el circo montado por Guaido, por lo que se debe entender que, al menos por omisión, avalan la invasión de países y el derrocamiento de sus gobiernos. No debe extrañarnos lo que se intentó en Venezuela,  pues en el siglo pasado muchos países sufrieron sangrientas dictaduras militares, promovidas financiadas y articuladas, principalmente  por Estados Unidos.

Cómo no les queda mucho a qué apelar, toda vez que los mercenarios están confesos, los “defensores de la democracia y la libertad” reclaman por qué estos individuos no han contado con la suficiente defensa.

Ojalá se ratifique está condena para que los golpistas y sus financistas vayan entendiendo que no es llegar y botar gobiernos cuando se les da la gana. 

2.- Doña Olga Rebolledo es una mujer de pueblo, esforzada como muchas. Aunque fue abandonada por su esposo, logró  sacar adelante a su hijo y este, un chef de cocina de apenas 40 años, no hacía más que trabajar y cuidar que nada le faltara a su  madre.

Esto, hasta que el 13 de mayo Gabriel Ancamilla llegó por sus propios medios al hospital militar, contagiado de COVID, 2 meses después la madre es informada que Gabriel está en estado vegetal. ¿La razón?

Algo falló en el ventilador mecánico y le privó de oxigeno, hasta dejarlo en ese estado.

Por último, le dicen a doña Olga que el hijo está de alta y lo envían a casa.

Esto no solo deja al descubierto la indefensión en que quedan muchos enfermos, particularmente si no cuentan con recursos.

También expone la inhumanidad de quienes tenían la obligación de cuidarlo y tratarlo.

¿Porque lo envían a su casa y la madre debe asumir los gastos de cuidarlo, si el daño irreparable fue provocado por el hospital militar?

Son cientos los casos similares a lo que vive hoy la madre de Gabriel, pero de ellos nadie da cuenta, y si lo hacen es solo como una noticia pasajera, tapando totalmente la responsabilidad de la institución de salud que no supo tratar al enfermo, así como la responsabilidad del Estado al no disponer de los instrumentos necesarios, para que estos enfermos sean de su responsabilidad. 

3.- Dentro de todas las deudas que existen para con los más pobres, sin duda que la protección legal es una de las que mayor importancia tiene. Debe crearse, y si existe dotarla de los medios y recursos necesarios para cumplir con su rol, una Defensoría Popular que apoye todos estos casos de negligencia y/o abandono, en el que quedan aquellos que no cuentan con recursos económicos para disponer de una atención de salud humana y digna.

Una más de nuestras demandas que solo se concreta con organización social. 

***** 

Educar – Organizar – Luchar

MANUEL AHUMADA LILLO

Secretario CGT CHILE

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.