Inicio cultura y arte Chuck Palahniuk, Retratista del exceso y la cara oscura de la sociedad...

Chuck Palahniuk, Retratista del exceso y la cara oscura de la sociedad estadounidense

382
0
Compartir
Enviado por Alfredo Rubio Bazán

Chuck Palahniuk

(21 de febrero de 1962, Pasco, Washington, EE.UU.)

Escritor norteamericano de culto, retratista del exceso y la cara oscura de la sociedad, satirista experto en sacudir las buenas conciencias. Irreverente escritor, radical como pocos, Palahniuk ha transitado con una libertad que a veces se antoja abusiva y aun desenfrenada por caminos que, si bien no son inéditos –el thriller y el horror, el fanatismo y la narcosis cultural, el morbo y la violencia extrema–, resultan renovados por su óptica inclemente, su estilo parco que redunda en una suerte de lirismo telegráfico surcado por dictums que él llama estribillos, su actitud en pie de guerra contra lo políticamente correcto. Escritor cero para todos esos lectores que se debaten entre el nihilismo y el romanticismo. Su literatura quiere ser, ante todo, venenosa, y aunque no mata, casi siempre irrita.

Ha sido calificado de «escritor impactante» debido a la anormalidad de las situaciones en sus obras, que son tratadas con humor en lugar de con crítica. Hay también cierto cuestionamiento sobre la necesidad de los factoides no ficticios que aparecen en sus novelas, lo que no hace más que apoyar el argumento anterior. Muchos críticos afirman que sus obras son nihilistas o exploraciones del nihilismo. Sin embargo, Palahniuk afirma que en realidad es un romántico y que sus obras se toman por error como nihilistas simplemente porque expresan ideas en las que otros no creen.

Su estilo, de gran aceptación en círculos literarios y en las generaciones recientes de escritores de nuevas tendencias, se caracteriza por un tono satírico, que, bordeando lo real, cuestiona las formas establecidas para describir situaciones de tensión sexual, en conflicto con la «normalidad» psíquica y cuestionando la realidad de la percepción. A menudo utiliza saltos cronológicos, con personajes que relatan de manera fragmentaria hechos extraños, que se describen a través de un humor negro, cínico e irónico, que no dejan de impactar. Sus escritos han ejercido enorme influencia en la cultura norteamericana, además de atender a su legión de seguidores con dedicación, les hace regalos personalizados, y también suele revisar y publicar páginas de sus fans en su página web. Diversos grupos de rock emplean innumerables referencias a Palahniuk en sus canciones, quien se ha visto adoptado por un público que lo ha convertido en un personaje mediatizado.

El estilo de Palahniuk se inspira en buena parte en el de escritores tales como Gordon Lish y Amy Hempel. En lo que el autor define como un enfoque minimalista, sus obras usan un vocabulario limitado y frases cortas para imitar la forma en la que una persona normal contando una historia hablaría. En una entrevista, afirmó que prefiere escribir verbos en lugar de adjetivos. Las repeticiones de ciertas frases en el relato de las historias (a las que Palahniuk llama «estribillos») son uno de los aspectos más comunes de su estilo, encontrándose dispersas en la mayoría de los capítulos de sus novelas.

Charles Michael Chuck Palahniuk nació en Pasco, estado de Washington. Hijo de Carol y Fred Palahniuk, creció con su familia en una casa móvil en Burbank. Más tarde sus padres se divorciaron, y a menudo lo enviaban, junto con sus tres hermanos, a vivir con sus abuelos en su rancho ganadero del este de Washington. Se graduó en 1986 en la Escuela de Periodismo de la Universidad de Oregón. Al mismo tiempo, trabajó en prácticas para una cadena de radio local, y luego de escribir para un periódico de Portland, se empleó como mecánico en una empresa de camiones, renunciando a este trabajo cuando comenzó a poder subsistir con sus publicaciones, en 1988. En esta época realizó trabajos de ayuda social como voluntario en un albergue para personas sin techo, y también en una organización que daba apoyo a enfermos terminales.

Sus comienzos como escritor fueron en un taller de escritura dirigido por Tom Spanbauer, entre 1991 y 1996, a partir del cual escribió sus primeras tres obras, Insomnia, if You Lived Here, You´d be Home Already, (Si vivieras aquí, ya estarías en casa), Monstruos invisibles, y El club de lucha, (Fight Club). Esta última novela es la que finalmente le llevó a la fama, a pesar de que la había escrito con la intención de perturbar aún más a los editores que habían rechazado previamente sus dos anteriores. Como publicación, la obra no logró permanecer en cabeza de listas de mejor vendidos, a pesar de las buenas reseñas de la crítica y de premios literarios obtenidos. Fue llevada posteriormente al cine por el director David Fincher, en 1999, con Brad Pitt y Edward Norton de protagonistas, que tampoco repercutió como un triunfo de taquilla a pesar de un auspicioso estreno. El éxito tuvo que esperar hasta el lanzamiento de la versión en DVD, donde el film se convirtió en una obra de culto y se comenzó a congregar una legión de seguidores entorno a su obra y persona.

En esta etapa de su vida, Palahniuk perdió a su padre, cruelmente asesinado por un criminal desquiciado por celos hacia su ex pareja. El escritor redactó Nana (Lullaby, 2002), con tintes autobiográficos, para ayudar a incriminar al culpable, quien recibió sentencia de muerte. Una cuarta novela, Superviviente, además de una versión revisada de Monstruos Invisibles fueron publicados en 2004, permitiendo que Palahniuk se convirtiera en una celebridad.

Su primer éxito de importancia llega con la publicación de la novel Asfixia(Choke), en 2001, también llevada al cine, y estrenada en 2008, con la participación de Anjélica Huston, y un éxito discreto. En 2003, realizó una gira por diferentes ciudades para promocionar su novela Fantasmas. Al leer la historia corta llamada Guts, (Tripas), donde se describían episodios relacionados con masturbaciones, varios oyentes se desmayaron, produciendo el mismo efecto en otras audiencias. La revista Playboy publicó el cuento en su edición de marzo de 2004.

Palahniuk ha recibio varios premios a lo largo de su vida, el premio de la Pacific Northwest Booksellers Association (por El club de lucha), en 1997, el premio a la mejor novela Oregon Book (por El club de lucha), en 1997, el premio de la Pacific Northwest Booksellers Association (por Nana), en 2003. Asimismo, fue nominado en 1999 para el premio a la mejor novela Oregon Book por Surperviviente y en 2002 al premio Bram Stoker a la mejor novela por Nana.

El listado de sus obras incluyen Insomnia: If You Lived Here, You’d Be Home Already (principios de los años 1990, no publicado); El club de lucha (Fight Club), (1996); Superviviente (Survivor), (1999); Monstruos invisibles (Invisible Monsters), (1999); Asfixia, (Choke), (2001); Nana (Lullaby), (2002); Diario: Una novela (Diary, a Novel), (2003); Error humano, (Stranger Than Fiction: True Stories), (2004); Fantasmas (Haunted), (2005); Rant, (2007) y Snuff, (2008).

http://www.mcnbiografias.com/app-bio/do/show?key=palahniuk-chuck

http://www.letraslibres.com/mexico/palahniuk-el-escritor-cero

http://www.lecturalia.com/autor/429/chuck-palahniuk

https://es.wikipedia.org/wiki/Chuck_Palahniuk

El club de lucha: Todos los fines de semana, en sótanos y aparcamientos a lo largo y ancho del país, jóvenes oficinistas se quitan los zapatos y las camisas y pelean entre sí hasta la extenuación. Los lunes regresan a sus despachos con los ojos amoratados, algún diente de menos y un sentimiento embriagador de omnipotencia. Estas reuniones clandestinas son parte del plan con el que Tyler Durden, proyeccionista, camarero y oscuro genio anárquico, aspira a vengarse de una sociedad enferma por el consumismo exacerbado. El club de lucha, una de las novelas contemporáneas más originales y provocadoras, se convirtió, desde su publicación –y la posterior adaptación cinematográfica de David Fincher, en 1999–, en un clásico underground.

Superviviente: Tender Branson, último superviviente de la llamada Iglesia del Credo, secta manipuladora que utiliza a las personas para su propio beneficio económico (y que ordena el suicidio a sus fieles en el momento de que son descubiertos como miembros) dicta su vida a la caja negra del vuelo 2039, que surca los cielos en piloto automático a más de 39.000 pies sobre el océano Pacífico. Está solo en el avión, que se estrellará en breves en el vasto desierto australiano. Pero antes de que eso suceda, quiere dejar constancia de su travesía personal, de cómo pasó de niño creyente y humilde criado a un abotargado mesías mediático atiborrado de colágeno y esteroides, supuesto autor de una exitosa autobiografía titulada Redimido de la Redención y de un libro de plegarias comunes: la plegaria para retardar el orgasmo, la plegaria para frenar la alopecia, la plegaria para silenciar alarmas de coches… todo ello bajo la supervisión de un agente publicitario avaricioso y manipulador.

Asfixia: Victor Mancini, un estudiante de medicina fracasado, ha diseñado un complejo plan para cubrir los gastos de la atención médica de su madre: fingir que se asfixia con un pedazo de comida en un restaurante para que la persona que acuda a «salvarlo» se sienta responsable de él durante el resto de su vida. Y le pase un cheque. Si se practica en varios centenares de restaurantes, la lluvia de dinero está garantizada. Entre una actuación y otra en los restaurantes, Victor también se gana la vida representando el papel de un campesino miserable en un parque temático dedicado a la América colonial del siglo XVIII, acude a un grupo de terapia para adictos al sexo (la mejor manera de conocer mujeres) y visita a su madre, cuya vena anárquica hizo de la infancia de Victor una auténtica locura. Un antihéroe en tiempos de insania, y una novela que confirma a Palahniuk como una de las voces más frescas y desopilantes de la narrativa norteamericana.

Nana: A Carl Streator, periodista de mediana edad, le han encargado que escriba una serie de artículos sobre la muerte súbita infantil, un tema que le resulta familiar pues él mismo perdió a su hijo en circunstancias extrañas. En el transcurso de la investigación descubre que en todas las casas donde ha muerto un bebé (o un niño, o un adulto) hay un ejemplar del mismo libro: una antología de poemas africanos que contiene una nana letal. Esta canción mata a aquel que la escucha; de hecho, su poder es tal que ni siquiera es necesario recitarla, con tan solo memorizarla y odiar a alguien intensamente, cae fulminado. Helen Hoover Boyle, agente inmobiliaria especializada en vender casas encantadas, también tenía un hijo que murió en circunstancias similares al de Streator. El periodista y la agente inmobiliaria emprenderán, acompañados por la secretaria de Helen, Mona, aficionada al esoterismo, y el novio de esta, Oyster, un ecologista ultrarradical, un viaje por carretera con el fin de destruir todos los ejemplares del libro y encontrar el grimorio original del que procede el hechizo. Con Nana damos la bienvenida a una nueva familia nuclear, un grupo disfuncional hasta extremos arrebantes. Y a una hilarante alegoría sobre la información y el poder.

Error humano: El mundo de Chuck Palahniuk siempre ha sido diferente. Los relatos de no ficción que componen este libro, demuestran hasta qué punto esta premisa es realmente cierta. Desde su encuentro con ‘héroes’ de la cultura popular como Marilyn Manson y Juliette Lewis, el peculiar rodaje de la película que le dio la fama, El club de la lucha, su vida como mecánico o voluntario social, su violenta vida en el instituto, las extrañas y deprimentes circunstancias del asesinato de su padre y la captura de su asesino.

Eres hermosa: Tras abandonar su Nebraska natal con la intención de triunfar como abogada en la Gran Manzana, Penny Harrigan se ha quedado estancada como chica de los cafés y los recados en un prestigioso bufete de abogados de Manhattan. Nunca ha dejado de ser una chica de pueblo, con un físico de lo más corriente y una vida amorosa nula. Por ello, Penny no da crédito a su suerte el día que la invita a cenar C. Linus Maxwell, reputado multimillonario y magnate del sector tecnológico, y un codiciado soltero de oro al que la prensa del corazón llama “el Gran Clímax”.Bastará una primera cena en el restaurante más exclusivo de Manhattan para que Penny acabe en la habitación de un hotel de París, disfrutando de los inimaginables placeres que le proporcionan ciertos objetos diseñados por su nuevo amante. Pero el interés de Maxwell hacia Penny parece tener poco que ver con el romanticismo y mucho con una nueva línea de productos que ha de revolucionar la vida de las mujeres. En esta descarada sátira social sobre el consumo de masas, Chuck Palahniuk vuelve a desafiar los límites de lo extremo, explorando las apocalípticas posibilidades del marketing para el placer femenino en un mundo en el que mil millones de maridos están a punto de ser reemplazados.

«Así es en gran medida como pasamos la vida, mirando la televisión. Fumando mierda. Automedicándonos. Desviando nuestra atención. Masturbándonos. Negando la realidad.» – Chuck Palahniuk

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.