Inicio Derechos Humanos 47 años del secuestro y desaparición de tres jóvenes chilenos por...

47 años del secuestro y desaparición de tres jóvenes chilenos por la Operación Cóndor

471
0

Juan Hernández Z.

Luis Muñoz V.

Manuel Tamayo M.

Cuando empezaron a desaparecer, como el oasis en los espejismos /
A desaparecer sin últimas palabras /
tenían en sus manos los trocitos de cosas que querían. /
Están en algún sitio / tenían en sus manos los trocitos de cosas que querían. /
Están en algún sitio / nube o tumba / están en algún sitio / estoy seguro. /
Allá en el sur del alma / es posible que hayan extraviado la brújula /
y hoy vaguen preguntando, preguntando / dónde carajo queda el buen amor /
porque vienen del odio.
Poema de Mario Benedetti

El golpe de Estado en Argentina, fue el 24 de abril de 1976. Una semana después, el 3 de abril de 1976, fueron secuestrados en la ciudad de Mendoza; Juan Hernández Zazpe, presidente de la Federación de Estudiantes Industriales y Técnicos de Chile (FEITECH) y miembro del Comité
Central de la Juventud Socialista. Luis Muñoz Velásquez, quien en 1968 fue presidente del Centro de Alumnos del Liceo Consolidada de Puente Alto y en 1971, candidato a Regidor por San Bernardo y Manuel Tamayo Martínez, ex dirigente estudiantil, alumno de Sociología e Ingeniería de la Universidad de Concepción. Los tres jóvenes, militaban en la reorganización el socialismo clandestino.

La Operación Cóndor, fue una campaña de represión política, exterminio y terrorismo de Estado, respaldada por los Estados Unidos, que incluía operaciones de inteligencia y asesinato de opositores y resistentes de las dictaduras. Fue formalmente acordada entre el 25 de noviembre y el 1 de diciembre de 1975, en un encuentro de genocidas, en la Casa de Piedra, en el Cajón de Maipo (Chile), hermanados en el odio a las democracias, engendró de una coordinación de aparatos criminales de los regímenes dictatoriales del Cono Sur.

Estuvieron presentes organizaciones criminales representadas por los oficiales, Jorge Casas de Argentina, Carlos Mena de Bolivia, Manuel Contreras de Chile, Benito Guanes de Paraguay y José Fons de Uruguay. Inauguró el encuentro Manuel Contreras, jefe de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA organismo centralizado de tormentos y extermino, que operaba sin limitaciones), Brasil participó como observador y se sumó formalmente en 1976. En 1978 se incorporaron Perú y Ecuador y después Venezuela.

El 3 de abril de 1976, hace 47 años, los tres jóvenes fueron apresados por agentes de la DINA y de la policía Federal de Argentina, en Avenida Belgrano en Mendoza. Según los testigos presenciales José Cerda, Alex Muñoz y Cecilia Muñoz, los represores los llevaron al regimiento Maipo de Mendoza, para dar comienzo a largo camino de innombrables penurias. En la noche, los trasladaron a Chile, por el paso fronterizo Los Libertadores y los entregaron al campo de torturas Cuatro Álamos.

En la mañana siguiente fueron trasladados a Villa Grimaldi, hasta fines de abril de 1976, el ex prisionero Juan Feres fue testigos de ello según investigación judicial.

El año 2004, en dictador Augusto Pinochet, fue desaforado por el caso denominado “Operación Cóndor”, pero al contrario del dictador argentino, general Rafael Videla, quien falleció en una cárcel real, a Pinochet lo tenían en su casa.

Después de 20 años de las querellas, el Ministro en Visita para causas de violaciones a los Derechos Humanos de la Corte de Apelaciones de Santiago, Chile, Mario Carroza, actual Ministro de la Corte Suprema, condenó a veinte secuestradores y homicidas de la DINA, por siete casos de secuestros y cinco casos de homicidios calificados, por la primera causa Operación Cóndor. Entre ellos a los homicidas están, los generales Cristoph Georg Willeke Floel y Raúl Eduardo Iturriaga Neumann (presos en Punta Peuco) y al Coronel Carlos José Leonardo López Tapia (fallecido).

Los jóvenes, Juan, Luis y Manuel Luis dedicaron y ofrendaron sus vidas por la transformación social, lucharon contra los privilegios y por eso fueron perseguidos. Son herederos del ideario de Salvador Allende y merecen nuestro homenaje y respeto. Mientras sigan en nuestra memoria, serán parte de nuestra historia. Durante el Gobierno popular de Salvador Allende, respaldaron los Trabajos Voluntarios, la Reforma Agraria y lucha campesina, además, a las familias de pobladores, en las tomas de terrenos de los sin casa, entre otras luchas de estos resistentes a la dominación. Accionar alejado, de los cocteles y las alfombras.

Todos los años en abril, los familiares, amigos y compañeros, que nos resistimos al olvido, realizamos actos conmemorativos de homenaje a: Juan, Luis y Manuel, ellos era, son y serán, jóvenes con historias, sueños, ideales, amistades, con padres, madres, hijas e hijos sobrinos y sobrinas, compañeros y compañeras que aun los recuerdan y exigen verdad y justicia y cárcel para los genocidas y terminar con la indolencia estatal.

Ricardo Klapp Santa Cruz

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.