Inicio economía Los precios suben en todo el mundo y los líderes no ven...

Los precios suben en todo el mundo y los líderes no ven una solución rápida

120
0

El actual brote de inflación marca el fin de una era en la que los países se enfrentan a recuperaciones desiguales.

Por David J. Lynch

Sitio web del Washington Post, 22 de enero de 2022

Probablemente no sea un gran consuelo para los estadounidenses que luchan contra la mayor inflación de los últimos 40 años, pero no están solos.

En la Unión Europea, los precios están subiendo más rápido que en cualquier otro momento desde que se introdujo la moneda euro. La tasa de inflación anual en el Reino Unido alcanzó el 5,4% en diciembre, la cifra más alta en casi 30 años. Los precios al consumo en Canadá están subiendo el doble de rápido que antes de la pandemia.

Incluso en Japón, donde los precios han estado deprimidos casi continuamente desde el colapso de la burbuja inmobiliaria de finales de los 80, el banco central revisó en los últimos días al alza su evaluación de los riesgos de inflación por primera vez en ocho años. Entre las principales economías, sólo China tiene hoy una tasa de inflación más baja que a principios de 2020.

En todo el mundo, el aumento de los precios se está convirtiendo en una característica de la recuperación post-pandémica, lo que ha llevado a algunos bancos centrales a centrarse en la lucha contra la inflación.

Este nuevo enfoque pone fin a una época, desde la crisis financiera de 2008, en la que las fuerzas globales -como el aumento de las cadenas de suministro transfronterizas y la disminución del poder de negociación de los trabajadores- mantuvieron la inflación contenida.

A medida que las fábricas de todo el mundo se reactivan a distintas velocidades, el desajuste entre los bienes que se producen y los que los clientes quieren comprar está contribuyendo a elevar los precios. Las tendencias a largo plazo, como el aumento del proteccionismo, el incremento de los salarios en China y la adaptación a una economía con bajas emisiones de carbono, presionarán al alza los precios en los próximos años, según un estudio del Instituto de Inversión BlackRock.

«Hemos atravesado un periodo en el que las fuerzas globales eran claramente desinflacionistas. Estamos entrando en un periodo, al menos a corto plazo, en el que es más probable que empujen la inflación hacia arriba que hacia abajo», dijo Eric Winograd, economista senior de AllianceBernstein en Nueva York.

En Estados Unidos, la Reserva Federal está sopesando una compleja mezcla de factores globales y domésticos mientras se prepara para hacer frente a una inflación del 7%, la más alta entre las principales economías. El martes, se espera que el comité de política monetaria de la Fed señale que las subidas de tipos comenzarán en marzo.

«Parte de lo que estamos viendo en Estados Unidos es muy similar y tiene eco en el resto del mundo», dijo Nathan Sheets, economista jefe global de Citigroup. «Y parte de ello es exclusivo de nuestras circunstancias y, en particular, de la fortaleza de la demanda agregada de Estados Unidos».

Las cadenas de suministro globales atascadas, que afectan a los puertos de Rotterdam y Shangai, así como a los de Los Ángeles, están haciendo subir los costes en todo el mundo. El aumento de los costes de los productos básicos, incluidos los alimentos y la energía, está haciendo lo mismo.

En el último año, los precios mundiales del petróleo han subido más del 55%. El níquel, utilizado en las fábricas de automóviles y aeroespaciales, ha subido un 27%. Y el precio del café casi se ha duplicado.

Estas facturas afectan a los clientes de todo el mundo, incluso en Estados Unidos. En el último año, los precios de las importaciones -sobre todo de los alimentos, el combustible y las piezas industriales- han subido más de un 10%, según la Oficina de Estadísticas Laborales. Se trata del mayor aumento en un año desde 2007.

En respuesta, las principales empresas estadounidenses están subiendo los precios de venta al público. Procter & Gamble, fabricante del detergente para la ropa Tide y de las toallas de papel Bounty, dijo a los inversores la semana pasada que el aumento de los costes de las materias primas representaba un viento en contra anual de 2.300 millones de dólares, mientras que los costes de flete aumentaron 300 millones de dólares. La empresa dijo que había subido los precios en las 10 categorías de sus productos, lo que impulsó los beneficios.

Los funcionarios de la Casa Blanca han descrito la inflación como un efecto secundario de la sólida recuperación, que debería remitir en la segunda mitad de este año. El viernes, en la Casa Blanca, el Presidente Biden hizo un guiño a las fuerzas mundiales, entre ellas el covid-19.

«Durante esta pandemia, su bolsillo ha sentido las consecuencias: inflación, precios más altos», dijo el presidente. «Cada vez que una fábrica cierra en una parte del mundo, la producción y los envíos de bienes a las tiendas y hogares y negocios de todo el mundo se ven interrumpidos».

Pero los estadounidenses también están viendo una inflación más rápida que en otros lugares como consecuencia de la estructura de la economía de Estados Unidos y de la naturaleza del fastuoso rescate financiero desplegado para luchar contra la pandemia, dijeron algunos economistas.

A partir de marzo de 2020, cuando los primeros cierres enviaron a la economía en caída libre, el Congreso aprobó un total de casi 6 billones de dólares para mantener a los estadounidenses financieramente enteros. Los balances de los hogares también se vieron favorecidos por los mercados bursátiles estadounidenses, que superaron a los de Europa y Asia.

El patrimonio neto de los hogares estadounidenses ha aumentado desde finales de 2019 en casi 28 billones de dólares, según la Fed. Ajustado a la inflación, los ingresos disponibles de los estadounidenses en realidad aumentaron durante la pandemia.

Artículo anteriorGran Bretaña: El conservador Boris Johnson contra las cuerdas – ¡Construir una alternativa de trabajadores!
Artículo siguienteBrasil – Devastación ambiental

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.